Blockchain: una nueva fiebre del oro digital

Yago Gómez Trenor - Analista de Seguridad de Vintegris

Yago Gómez Trenor – Analista de Seguridad de Vintegris

Ante el crecimiento de la “fiebre criptográfica”, todos se esfuerzan por comprar tokens, que a menudo son vendidos con un descuento significativo, lo más rápido posible sin prestar atención a detalles finos como los nombres de dominio falsos.

Un solo grupo de phishing es capaz de robar aproximadamente u$s 1 millón al mes.

Los ataques de phishing contra proyectos de ICO no siempre tienen como objetivo el robo de dinero.

Este año, hubo varios casos de robo de bases de datos de inversores. Esta información puede ser revendida posteriormente en la dark web o utilizada para chantaje.

Un método de fraude relativamente nuevo en el mercado de ICO consiste en robar un “Libro Blanco” de un proyecto de ICO y presentar una idea idéntica bajo una nueva marca.

Los estafadores construyen un sitio web para presentar una nueva marca y un nuevo equipo utilizando la descripción del proyecto robado y anunciar otro ICO.

Previsiones: ICO, Exchanges de criptomonedas y grupos mineros en riesgo

Los ataques a las ICO seguirán siendo una amenaza para todos los proyectos potencialmente capaces de atraer inversores.

La suplantación de identidad y el malware seguirán siendo las amenazas más tangibles para los inversionistas criptográficos privados.

En 2019 los Exchanges de criptomonedas serán un nuevo objetivo para los grupos de hackers más agresivos que suelen atacar a los bancos.

Los Ataques a Exchanges Criptográficos Aumentarán

Los esquemas fraudulentos de phishing que involucran marcas criptográficas solo se volverán más complejos, así como el nivel de preparación de los cibercriminales para los ataques de phishing. El phishing automatizado y el uso de los llamados “kits de phishing” se generalizarán, incluso para los ataques a los ICO.

Los grupos mineros más grandes del mundo pueden convertirse en el objetivo no solo de los ciberdelincuentes por motivos financieros, sino también de los hackers patrocinados por un estado.

Si tienen éxito, pueden tomar más del 51% de la tasa de hash minera de la red y obtener control sobre la criptomoneda y sus transacciones.

 

 

Por Yago Gómez Trenor – Analista de Seguridad de Vintegris