Los procesos bajo la amenaza cibercriminal

Facundo Rojo Gil, CISA,CISM, Director General – VINTEGRIS

Facundo Rojo Gil, CISA,CISM, Director General – VINTEGRIS

Con un botón rojo se activa el brazo de agarre plateado que se pone en movimiento el proceso y levanta una parte de metal en el aire y la coloca sobre una cinta transportadora.

La máquina se utiliza en Volkswagen en la producción de vehículos, sin robots ni computadoras no queda nada.

Cientos de veces, el brazo de sujeción ha ejecutado el comando correctamente. De repente pierde el control, conduce aparentemente al azar, finalmente se detiene.

Un empleado de VW intenta hacer que la máquina vuelva a funcionar. Pero lo que hace el robot, ahora lo decide un hacker. Él tomó el control.

Esta vez solo por demostración. Porque el hacker no es un criminal, sino un empleado de la seguridad del Grupo Volkswagen.

En una feria industrial en 2018, demostró lo fácil que pueden ser los ataques digitales en las instalaciones de producción.

Los delincuentes operan plataformas donde intercambian o venden información sobre agujeros de seguridad y software malicioso. El ataque real se ejecuta casi automáticamente.

Para los delincuentes en línea, solo las empresas medianas son metas simples

El reciente ataque cibercriminal a celebridades y políticos muestra la facilidad con que los delincuentes pueden robar y manipular datos confidenciales.

En Internet, un joven de 20 años ha publicado numerosos datos privados de sus víctimas.

Las empresas también están preocupadas por sus documentos confidenciales, sus ideas y patentes.

En muchas compañías hoy en día casi no hay computadoras o máquinas que no estén conectadas a Internet.

Durante mucho tiempo, la industria de la Unión Europea ha sido el objetivo de los hackers.

El número de ataques aumenta constantemente, el daño en este país estima que la consultora Deloitte es de 50 mil millones de euros al año.

De acuerdo con la Oficina Federal de Seguridad de la Información, casi el 70 por ciento de todas las empresas e instituciones en la UE han sido víctimas de ataques cibernéticos en 2016 y 2017.

En casi la mitad de los casos, los atacantes también lograron penetrar en los sistemas de TI de sus víctimas.

Y cada segundo ataque exitoso tuvo como consecuencia, múltiples pérdidas de producción.

 

 

Por Facundo Rojo Gil, CISA,CISM, Director General – VINTEGRIS